El drama humano y ambiental en Isla Orrego

Por tan solo $1.000 ida y vuelta, puedes subir a una de las lanchas de acercamiento a la Isla Orrego.



En la desembocadura del río Maule, en la comuna de Constitución, región del Maule, Chile; se encuentra esta isla, que tiene una longitud de aproximadamente 1 kilómetro y una superficie de 0,03 kilómetros cuadrados. Al llegar, un pequeño puesto con melones y una parrilla saludan al visitante.


Inicio el sendero del recuerdo, y un árbol tiene un importante mensaje “En este árbol se salvaron 4 personas de Talca. Acá en Isla Orrego pasamos el terremoto, tsunami 2010. Edita -María -Iván-Guisella. Gracias a Dios estamos vivos. Fue un milagro”


Una de las imágenes que más recuerdan algunos habitantes de Constitución son las luces de los teléfonos celulares de los campistas de la isla, que intentaban inútilmente pedir ayuda en la madrugada.


“Se perdieron muchas vidas por error humano” nos cuenta don Sergio, pescador por más de 30 años de la zona.



Es que a la llegada del tsunami, la semana maulina se llevaba a cabo y habían más de 200 campistas en la Isla. Una cruz blanca, imágenes de algunos de los caídos y un bote con el nombre “Emilio José “ conforman un memorial, un abrumador testimonio de lo ocurrido. Cala los huesos pensar en las almas perdidas.


El aviso tardío de posibles Tsunamis a causa del terremoto, hizo perder tiempo valioso para evacuar a las personas en la isla.


Recorriendo, se encuentran objetos increíbles, probablemente arrastrados por la tragedia acontecida. Zapatos de adultos, niños, plumavit, latas, un destrozado chancho Juanito rojo, son testigos silenciosos de lo que aconteció en el lugar.


Muchas aves con extraños sonidos acompañan algunos parajes, un tanto desolados y algo tenebres en algunos puntos. Es por eso que el pasado es tan importante para guiar nuestros pasos en el presente hacia un mejor futuro.